Mercados organizados y mercados no organizados

Muchas veces escuchamos hablar de los mercados, sea de mercados bursátiles, mercados financieros o mercados de valores, de manera típica.

Sin embargo, una diferencia fundamental para comprender la función de los mercados en la economía es si se encuentran organizados o no.

Como podrá comprenderse, las consecuencias de que un mercado esté o no organizado son varias, pero en principio podemos mencionar las relativas a su regulación.

Los mercados organizados son los que poseen instituciones reguladoras y controladoras (cámara, institución, agencia estatal) de las operaciones y mecanismos y organismos de compensacion y liquidación.

Tomando el caso de los mercados españoles, podemos dividir los mercados organizados en Mercado de Valores y Mercado Interbancario, en tanto que los mercados no organizados son varios, pero para nuestro análisis financiero el más importante es el Mercado de Divisas.

Dentro del Mercado de Valores en España se encuentran estos diferentes mercados:
  1. Mercado de futuros y opciones
  2. Mercado de deuda pública en anotaciones
  3. Mercado AIAF
  4. Bolsas de Valores (Bolsa de Madrid, Bolsa de Barcelona, Bolsa de Bilbao, Bolsa de Valencia y Sistena de Interconexión Bursátil, SIB).
Por su parte, dentro del Mercado Interbancario, también organizado, se operan Depósitos no Transferibles y FRAS (mercado de futuros interbancario cuyo subyacente son tipos de interés).
Por su parte dentro del Mercado no organizado de Divisas, también conocido como Forex, existen dos modalidades de operatoria o trading: el Mercado Interbancario de Divisas y el Mercado Minorista de Divisas (MMD).